Japón y la puntualidad

Llevo casi dos meses posponiendo este escrito que porque lo quería ilustrar con unos videos que me ha dado mucha flojera editar, así que ya, mejor se va sin videos.

Les he estado enseñando detallitos de Japón, pero ahora les voy a contar más a grandes rasgos cómo es la vida acá.

Tras --por fin-- empezar a escribir, me di cuenta de que quiero abarcar muchos temas, con las desventajas siguientes:

1) me voy a tardar mucho en escribirlo y me va a dar flojera terminar

2) se van a tardar mucho en leerlo y les va a dar flojera terminar

Así que mejor lo separamos por partes, y esta vez sólo hablaré de un tema.

Lo primero que nos sorprendió al llegar a Japón es la puntualidad. En México estaba acostumbrado a que cuando decía la hora siempre redondeaba. Si el reloj dice 1:17, puedo contestar "una y cuarto" o "una y veinte", da igual. Aquí en Japón todo es exacto. Si el tren dice que sale a la 1:18, lo verás llegar a la estación a la 1:17 con 40 segundos, y arranca a la 1:18. Las maestras de japonés esperaban que ya estuviéramos dentro del salón listos para empezar la clase a las 10 en punto; no a las 10:02 o 10:07 como pasaría en México. Hay tablas con los horarios para todos los camiones y trenes. Puedes saber exactamente cuánto te vas a tardar en llegar de un lugar a otro.

Varias veces nos dejó el camioncito que nos llevaba al tren porque entregábamos la llave y salíamos del lobby exactamente a las 8:05, por ejemplo... pero en ese mismo momento ya estaba arrancando el camión.

Me sorprende que en la tele los programas empiezan exactos. Cuando estaba en Osaka se puso muy de moda una telenovela en la mañana antes de las noticias. Varias veces mientras me arreglaba me tocó ver cómo terminaba el capítulo justo para que empezara el noticiero a las 8:30. Hay un reloj en la pantalla, y el cambio de programa es exacto. No es que corten un programa para que entre el otro, sino que tienen calculado que la historia termina y hay fade out al momento justo mientras el reloj marca 8:29. Cambia a 8:30 durante el oscuro y aparece el señor del noticiero.

De hecho, varias veces que le puse el timer a la tele, literalmente el primero sonido que se oía de la tele era la voz diciendo "Son las 8:30, vamos a empezar con las noticias".

Así que siempre puedes saber exactamente a qué hora empieza tu programa favorito.

Igualito que con Televisa en México. (...)

4 comentarios:

Xenomorph dijo...

Eso es bastante útil... ¿cómo le harán con los tiempos extras de los partidos?

Odile dijo...

Con razón los japos que he conocidolos puedo dividir en dos: los que ruegan por regresar a su ordenada y puntual vida y los que aman estar en el disoluto tiempo mexicano

El mecartistrónico dijo...

X: mmm, buena pregunta.
Pondré atención un día que estén viendo un partico acá en la sala.

Odile: Kung Lao (de Mortal Kombat) también puede dividir en dos a todos los japoneses que conoce:
(video no apto para menores)

Leandra dijo...

Waoo! ojala la gente por estos pais fuera de esa formaaa!

Yo si tengo eso de los japoneses, soy muy puntual, el problema es que la gente no es puntual y por lo tanto siempre tengo que esperar que la gente valla llegando poco a poco en el caso del trabajoo juumm, eso no seria problema para mi wii ^^,