Poutine

Ayer, en un partido de fútbol de la nacamente llamada "Concachampions", un salvadoreño de nombre Mauricio Quintanilla, del equipo Luis Ángel Firpo (así se llama el equipo) cometió foul sobre un jugador de Pumas, y el árbitro lo expulsó.

Pero a Quintanilla le valió sorbete y siguió jugando. ¿Por qué no?

El árbitro no se dio cuenta hasta dos minutos después que le avisaron los Pumas.

El árbitro puede haberse visto muy estúpido al no darse cuenta, pero ¿qué pasaba por la cabeza del jugador cuando decidió no acatar la tarjeta roja? Se supone que estás jugando fútbol profesional, apegándote a sus reglas... pero no las sigues. La autoridad en la cancha es el árbirto... y decidió no respetar a la autoridad y seguir jugando.

¿Qué le pasa? ¿Qué tiene en la cabeza?

Yo les diré qué tiene en la cabeza: poutine.

Para aquellos que tengan la buena suerte de no haberlo probado, les diré qué es el poutine. Es un platillo tradicional de Quebec, que consiste en como medio kilo de papas pseudofritas muy grasosas, bañadas en algo que parece una especie de gravy rebajado que no es más que la grasa restante de la olla donde han freido carne durante toda la semana, y probablemente gravy que dejaron los clientes en sus platos el día anterior, y con una especie de queso blanco cuya calidad no excede la calidad del quesillo de las tortas de Don Torta. Agregue si lo desea tocino medio crudo o salchichas o cualquier cosa medianamente comestible.

Esa es mi definición; anexo el wikilink.

Entre los Quebecuas y Montrealeses parece ser muy popular, y supongo que debe ser muy bueno para bajar la peda, pero en lo particular yo prefiero unos jochos de carrito o unos buenos Chupacabras. Más sabrosos y más nutritivos.

El caso es que, creo firmemente que el jugador ése que les digo tiene poutine en la cabeza. Y lo peor es que no es el único.

Hace unos meses me contaba mi mamá de una de sus alumnas de prepa que estaba echando demasiado relajo en su clase. Al ser regañada, la altanera alumna contestó algo como "a mí no me importa la autoridad, yo hago lo que yo quiera!"

Poutine en la cabeza.

No me quiero imaginar qué será esa escuincla cuando crezca. Si tiene suerte y es buena en la cama, tal vez se case con un millonario que la mantenga en una mansión y vivirá felizmente pensando que merece lo mejor de este mundo. Si no, tal vez se una a una banda de secuestradores. Total, qué importan los demás.

Lo peor es que esto del poutine en la cabeza es hereditario y medianamente contagioso. Y entonces ya tenemos chavos que han aprendido que en este país todo se arregla con paros y marchas, e hicieron una marcha para protestar porque RBD se separaba.


Hace unos días, los "maestros" cerraron la carretera a Cuernavaca durante 7 horas. ¿Sus peticiones? No quieren ser evaluados por su trabajo.

Así es, no sólo son malos en lo que hacen, sino que son lo suficientemente estúpidos como para cínicamente admitirlo en público y decir que tienen miedo de que nos demos cuenta de que no saben hacer lo que hacen.

Ah, y aparte quieren poder heredar su puesto o venderlo. O sea que si mi papá es, por ejemplo, médico cirujano, pues yo seguramente también tengo las capacidades y conocimiento para ser médico cirujano. Así, sin estudiar. Créanme, no me evalúen.

Permítanme sacarles el poutine que tienen en la cabeza. Soy cirujano.


Podría seguir... pero me voy a poner de emo otra vez.

¿Qué hacer? Estudiar, trabajar por el bien de la sociedad, tratar de inculcar valores a los niños, y no dejarnos, pero tampoco pasar por encima de los derechos de los demás.

O atropellar manifestantes, como yo casi hice hace unos meses. (¿Ellos tienen más derecho que yo de usar la calle?)


¿O acaso el que tiene poutine en la cabeza soy yo?





PD: Tal vez estoy siendo demasiado duro. Debería darle otra oportunidad. Sólo he probado el poutine una vez, a lo mejor no es tan malo, sólo me tocó uno malo... Sí, le daré otra oportunidad en algún momento...

5 comentarios:

AJROTAUQRUOIN dijo...

Muy bien esto sí me gustó!!! Mata a todos los malditos manifestantes que se interpongan en tu camino.
(excepto a los que se opongan a la separación de RBLD)
Oye desde cuando te gusta el futbol? pero bueno, sí pinche jugador de mierda si yo hubiera estado en la cancha creo que lo hubiera sacado a patadas de ahí (Un poco de poutine en cabeza tengo tambien)

Buen pedo que escribas más seguido, no mames tengo mucho tiempo libre

Odile dijo...

Mmmmmhhh, tu de emo.... bueno en el fraccionamientomde atras de donde trabajas hay muchos, solo q seguro les llevas unos 10 años y no te cortas la muñeca porq tu vecino tiene un gadgget mejor al tuyo.
Y no, no creo q tengas poutine en la cabeza... y como lo describes espero no lo tengas ni en el estomago XD.

Escrito desde Paseos de Taxqueña ;)

Ninja Peruano dijo...

No es poutine en la cabeza, es mierda. Así de simple.

Y creeme, sí puede ser bueno, y sí baja la peda de una forma impresionante.

Jvr dijo...

arturojoaquín:
Sí, la nueva frase es "Haz patria, atropella a un manifestante".
Y debo confesar que no vi el partido, sólo me enteré después en Matutino Express.
Y... sí, llevaba mucho tiempo sin escribir, y no había nada que hacer en la chamba, así que tocó post doble.

odile:
Sigue la liga "emo" en los temas (o al final de éste post) y verás como a principios de año estaba en camino a volverme emo. Y eso que ya quité varios posts de esos. (creo que en el hi5 sí están todos)

Ninja:
hice una promesa de volver a ir a visitar Canadá antes de irme a Japón... le daré una segunda oportunidad al poutine. Tal vez lo haga borracho.

Andrea dijo...

No seas gacho, la gente tonta no puede tener poutine en la cabeza.
El poutine es demasiado bueno.